¿Cómo arreglar un grifo que gotea?

Un grifo que gotea es uno de los problemas más comunes en todos los hogares, bien sea un grifo de cocina, baño o ducha. Por esto, es muy importante saber cómo reparar todo tipo de grifos y evitar la pérdida de agua acompañada con altos costes en tu factura.

Además de los altos costes en la factura del agua, podemos incluir los altos costes de las reparaciones de grifos si decides llamar a alguien, algo que no todos pueden costear.

Conocer cómo reparar los grifos de ducha, cocina y lavabo es una de las habilidades más útiles que podrás adquirir, por lo que a continuación te mencionamos como reparar tu grifo según su tipo.

Tipos de grifos

grifo de cocina

Existen una gran variedad de tipos de grifos que pueden ser utilizados como grifo de cocina, bañera, lavabo y mucho más. Los tipos de grifos más comunes en los hogares son:

Grifo individual

Este tipo de grifo solo cuenta con un mando y a diferencia de los otros grifos, solo puede ser utilizado con una temperatura de agua, por lo que no es regulable y es uno de los modelos más sencillos que existen en el mercado.

Grifo monomando

Este tipo de grifos cuenta con un solo mando que puede moverse de derecha a izquierda, dependiendo de la temperatura de agua que desees utilizar. Se controla la cantidad de agua moviendo el mando de arriba a abajo y pueden existir en cocinas, lavabos e incluso duchas.

Grifo de ducha termostático

Este grifo cuenta con dos mandos y te permite colocar exactamente la temperatura que deseas. Uno de los mandos controla la temperatura y el otro controla el caudal del agua.

Grifo monoblock

Los grifos monoblock son los más comunes y cuentan con dos mandos, uno para el agua caliente y otro para el agua fría. Podrás obtener la temperatura que deseas ajustando ambos mandos pero derrochan mucha más agua que el resto de grifos.

Grifo de Ósmosis

Este tipo de grifo cuenta con tecnología que permite garantizar un sistema de ósmosis, en el que filtra y dispensa el agua filtrada mediante la ósmosis inversa. Eliminando así los contaminantes del agua, nitratos, sulfatos, fluoruro, arsénico y otros.

Cómo reparar un grifo que gotea

grifo monomando

Primero es importante cerrar la llave de paso de agua de tu hogar, para evitar que salga de manera descontrolada al desmontar el grifo. Luego desmonta el grifo, esto dependerá del tipo de grifo que poseas en casa. Se debe retirar el mando o mandos del grifo con ayuda de una llave inglesa o destornillador.

Una vez hayas sacado el o los mandos, se debe extraer el cuerpo o cartucho del grifo, con ayuda de una llave inglesa. Si tu grifo es monoblock, encontrarás una junta de caucho que generalmente en este tipo de grifos suele ser la fuente de los problemas.

Una vez hayas desarmado el grifo es momento de revisar las piezas para saber la causa de los problemas.

Cómo detectar el problema

grifo de ducha termostatico

Muchos grifos suelen tener problemas con las juntas, es decir, las gomas de caucho que se colocan entre piezas que al desgastarse o romperse provocan que el agua salga fuera de la pieza. Por esto, debes revisar muy bien las juntas para verificar su estado.

Juntas rotas

Si la junta del grifo se encuentra rota, la única solución es cambiarla por una nueva, lo que es muy sencillo, ya que, solo debe reemplazarse en la misma posición de la junta rota.

Juntas deterioradas

Si la junta se encuentra deteriorada o estirada, ya que son de goma, no servirá, debido a que seguirá saliendo agua por los bordes y debe ser reemplazada.

Juntas sucias

Si la junta se encuentra sucia debido a minerales acumulados por el agua, es importante limpiarla y volver a colocarla en su sitio. Si tu grifo es de monomando, se debe cambiar el cartucho por completo si cuenta con juntas sucias.

Para cambiar el cartucho del grifo monomando se debe sacar la palanca del mando, luego hay un tapón de plástico que se debe retirar con ayuda de un destornillador y se afloja el tornillo de sujección.

Seguidamente, se retira el embellecedor y podrás observar el cartucho, aflojar la tuerca que lo bloquea y cambiarlo por uno nuevo, una vez se coloque el nuevo cartucho, en la misma posición del anterior, arma nuevamente el grifo.

Montar el grifo

Una vez hayas cambiado la junta deteriorada, debes montar nuevamente las piezas del grifo, por lo que antes de desmontarla es importante fijarse bien para evitar problemas al realizar el montaje nuevamente, o simplemente buscar guías en la web para tu modelo de grifo.

Comprobar si el grifo gotea

Una vez hayas colocado el grifo, ha llegado el momento de probarlo. Si aún presenta goteos, es posible que hayas colocado mal la junta de goma o que el problema sea otro, incluyendo agujeros dentro de la estructura de metal o plástico que no sean fácilmente detectables.

Si tu grifo continúa goteando, es el momento de llamar a un fontanero profesional, ya que, la gotera puede deberse a otros problemas estructurales con la tubería.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      Ver más

      • Responsable: CLICK CONTENTS SL.
      • Finalidad:  Moderar los comentarios.
      • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
      • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a 10DENCEHISPAHARD SL que actúa como encargado de tratamiento.
      • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
      • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

      Zona Herramientas
      Logo
      Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
      Privacidad